Compartir
Teléfonos en roamign

Uno de los quebraderos de cabeza a la hora de viajar por los distintos países ha sido el roaming de los teléfonos móviles. Un problema que, desde hoy 15 de junio de 2017 se le ha puesto fin.

Muchas de las personas que viajan por Europa u otros países han tenido que preocuparse por sus teléfonos a la hora de conectarse a las redes de telefonía de otros países, puesto que la utilización de estos suponía un recargo considerable en la factura de la línea. Así, los países del Espacio Económico Europeo han puesto fin a esta práctica.

¿Donde puedo despreocuparme del roaming?

Tras ponerse de acuerdo los distintos países que conforman el Espacio Económico Europeo, estos son los 27 Estados miembros de la Unión Europea además de Islandia, Noruega y Liechtenstein, el usuario podrá llamar, enviar SMS y navegar por Internet como si se estuviese en su país, aplicándose las condiciones que posea la tarifa contratada.

Por ello, usar el teléfono en Alemania, Austria, Bélgica, Bulgaria, Chipre, Croacia, Dinamarca, Eslovaquia, Eslovenia, Estonia, Finlandia, Francia y territorios de ultramar, Grecia, Holanda, Hungría, Irlanda, Islandia, Italia, Letonia, Liechtenstein, Lituania, Luxemburgo, Malta, Mónaco, Noruega, Polonia, Portugal, República Checa, Reino Unido (incluido Gibraltar), Rumanía, San Marino y Suecia no supondrá ningún recargo adicional.

Aún así, hay que tener en cuenta que cualquier español que llame a cualquier país desde España sí recibirá un recargo ya que está realizando una llamada internacional. También hay que tener en cuenta que llamar desde, por ejemplo, Austria teniendo una línea española a España, Suecia o Austria se considerará como una llamada nacional y no tendrá ningún tipo de recargo adicional más allá de lo que haya contratado en la tarifa, como puede ser el establecimiento de llamada.

Además, si una persona llamada desde España a otra con línea del mismo país pero que se encuentre en, por ejemplo, Francia, esta no pagará ningún cargo adicional. En el caso del operador español Vodafone, además de los países anteriormente citados, también estará incluido los Estados Unidos de América, Suiza, Albania y Turquía. Esto es así ya que esta compañía tiene distintos acuerdos con alguna de las compañías de estos Estados.

Tarifas y limitaciones

Todas las tarifas, bien sean de prepago como de contrato están incluidas. En el caso de Movistar, el roaming se activa por defecto en las líneas de prepago al dar de alta la tarifa, mientras que habrá que esperar 3 meses para que se active automáticamente en las de contrato, salvo indicarlo en una de las tiendas de la compañía.

Cualquier usuario podrá experimentar problemas con su operadora si permanece en otro país en un periodo continuado de 4 meses al año. En este caso la compañía podrá indicar que se está haciendo un uso abusivo y notificar al usuario para que se justifique en un periodo de 15 días y, en el caso de no justificarse, la empresa empezaría a aplicar una tarifa especial para roaming, de hasta 23 céntimos por minuto en llamadas o 24 céntimos por megabyte en datos.

El acuerdo comunitario también incluye una cláusula por la cual las operadoras podrán limitar el consumo de datos en los países pertenecientes al mismo. En él, está fijado el consumo de 2,6GB por cada 10€ del total del coste de la tarifa contratada. Los operadores españoles no han hecho uso de esta cláusula y, en caso de que alguno lo hiciese, deberá notificarlo con antelación a los usuarios afectados.

Las fronteras y otras consideraciones

Los usuarios que se encuentren cerca de una frontera con otro país siempre ha tenido el riesgo de que su dispositivo móvil se conecte a la red del país vecino, exponiéndolo a los sobrecostes que ha podido llevar el roaming. Hasta hoy, ya que estos usuarios no necesitarán fijarse en ello ya que las operadoras no tendrán en cuenta el conectarse a las dos redes en el mismo día como jornada en la que se esté en otro país haciendo uso del roaming gratuito.

Por otro lado, las empresas vigilarán que los usuarios no contraten tarifas de otros países en los que es más barato navegar por Internet para evitar el abuso del roaming gratuito. ¿Qué os parece el fin de esta práctica en Europa? ¿Dónde más os gustaría que fuese gratuito?